Una demostración de todo lo aprendido a la fecha en el taller de maquillaje, en el cual participan desde marzo, efectuaron usuarias del Cesfam Norte, aplicando sus conocimientos en funcionarias y en otras usuarias de este establecimiento de atención primaria.

Son cerca de 15 las mujeres que son parte de esta actividad, con edades que van desde los 18 hasta los 70 años, destacó Nicole Acuña, kinesióloga del Centro Comunitario de Rehabilitación (CCR) del CESFAM Norte, unidad que gestionó la ejecución de esta iniciativa por segundo año consecutivo.

“Viene la monitora, que viene traída de Cemujer y ella capacita y les enseña a cada una de ellas distintas técnicas de maquillaje, todo esto con el fin de dar autocuidado, dar empoderamiento también a la mujer y darle herramientas para que ellas también puedan ser independientes en su vida”.

DIFERENTES ESTILOS
María Elena Flores, monitora de maquillaje de Cemujer, indicó que esta capacitación ya ha abordado temáticas como “cuidado de la piel a través de la limpieza facial”, “técnicas de maquillaje” y “maquillaje artístico”. En la segunda parte del año se verán otros estilos, como son “maquillaje de graduación”, “maquillaje de novia” y “maquillaje de Halloween”.

“Hay un espectro de participantes desde los 18 años, hasta los 70 años. Se han acompañado entre ellas, se han apoyado también entre ellas y eso también les ha servido a cada una, a respetarse, a valorarse; y esto que estamos haciendo hoy día es como para fortalecerlas también en la técnica”.

Vanessa Rivas (20), una de las asistentes al taller, contó que para ella ha sido una buena experiencia y que no descarta desempeñarse laboralmente en este rubro una vez que obtenga su certificado.

“He aprendido a hacer limpieza, a maquillar ojos, labios, cejas; lo que uno tiene que hacer después de maquillarse, a la noche, que es sacarse el maquillaje para no dormir con el maquillaje, porque hace mal. Y me ha parecido una bonita experiencia, porque uno aprende muchas cosas”.

Tras culminar su preparación a cargo de Cemujer, a fines de este año, las participantes recibirán su certificación quedando habilitadas para desenvolverse profesionalmente en este ámbito. Así, se sumarán al primer grupo que fue certificado el año pasado.