Actividades durante toda esta semana desarrollarán los seis Centros de Salud Familiar (CESFAM) de Los Ángeles para conmemorar el Día Mundial sin Fumar, el cual se conmemora oficialmente el 31 de mayo.

Los eventos partieron en el CESFAM Sur “Dr. Pablo Murúa Barbenza”, donde preescolares de distintos jardines infantiles y escuelas de lenguaje del sector dieron vida a “Pintando una vida saludable”.

Los pequeños, acompañados por sus educadoras y asistentes de párvulos; y por profesionales del CESFAM, colorearon varios dibujos cuya temática central fue la internalización y práctica de hábitos saludables para una vida sana entre los cuales, por supuesto, estuvo el de no fumar.

Algo muy útil, considerando que el consumo de cigarrillo mata a 15 mil chilenos cada año, que los adolescentes de nuestro país encabezan el ránking mundial de fumadores en dicho segmento y que nuestras compatriotas son las más fumadoras a nivel continental.

Víctor Hugo Muñoz, director del CESFAM Sur, sostuvo que “lo importante acá es tratar de brindarle a la comunidad una oportunidad, un incentivo a que vean en los niños conductas que van a mejorar la salud de la gente, especialmente relacionado con el hábito de fumar, que se vaya disminuyendo y eliminando; y al mismo tiempo, lo que están haciendo los niños es una serie de dibujos, pintando todas acciones de tipo saludable, llámese desde la alimentación, la actividad física, las vacunaciones y todo lo que tenga que ver con mantener una vida saludable y tratar de incentivarlo”.

Yosselin Olivares, directora de la escuela especial de lenguaje “Juan Pablo II”, valoró el permanente y productivo trabajo efectuado en conjunto con el establecimiento de atención primaria dependiente de la Municipalidad de Los Ángeles, el cual es replicado en otras zonas de la ciudad gracias al despliegue materializado por los otros centros de salud.

“Una importancia absoluta, de todas maneras, porque estamos trabajando día a día con los niños la posibilidad de mejorar la calidad de vida, en cuanto al ambiente como en la alimentación, entonces vemos esto como una oportunidad de también hacer redes con el consultorio y fomentar, por supuesto, el que los papás no fumen –que cuesta bastante- y que ellos hagan ejercicio y lleven a la vida cosas tan sencillas que les van a ayudar a mejorar su calidad de vida”.

Con este tipo de acciones que se llevarán a cabo durante toda esta semana y por las cuales los interesados en ser parte de ellas pueden consultar en cada CESFAM, el sistema comunal de salud apunta a incentivar la adopción del hábito no tabáquico, el cual todavía presenta una alta prevalencia en la comuna, siendo las personas adultas las más reacias a modificar esta nociva conducta.