Cerca de 1.100 alumnos de primero a cuarto básico, de las escuelas Colonia Árabe e Isla del Laja; y del colegio San Nicolás, fueron visitados por profesionales del CESFAM Norte y usuarios del programa Más Adultos Mayores Autovalentes de este establecimiento para hablar acerca de buen trato a este segmento de la población.

En las diferentes salas de clases, se repasaron conceptos relevantes que apuntan a cambiar la realidad existente en cuanto a qué no se debe hacer con las personas de la tercera edad y, por el contrario, educar a los menores en lo que sí necesitan ellos, explicó la kinesióloga Ingrid Inostroza.

“Los adultos mayores hoy se dan cuenta que no los respetan, que les gritan y que no los comprenden porque, por ejemplo, el uso de la tecnología a ellos muchas veces les queda grande. Que el respeto en los espacios públicos, como las bancas, ya no existe o como dar el asiento de parte de los niños, tampoco; entonces queremos volver a plasmar lo que existía hace muchos años atrás, que era respetar nuestra tradición, nuestros conocimientos por parte de los adultos mayores y no postergarlos, no ignorarlos dentro de nuestra sociedad”.

La buena noticia es que los pequeños de los distintos establecimientos educacionales demostraron interés, conocimiento y mucha empatía respecto de este tema. Opinaron abiertamente y manifestaron las buenas prácticas que realizan junto a sus propias abuelitas y abuelitos.

“Los niños están muy abiertos a recibir información respecto a cómo se debe tratar a las personas adultas y también los colegios han hecho énfasis en esto, por el hecho de la convivencia escolar. Entonces ellos rescatan mucho lo que es el respeto, el abrazo, el amar a las personas adultas, pero siempre con cuidado, porque no hay que pasar la línea entre con amor a cualquier persona o abrazar a cualquier persona –en la calle, por ejemplo-, siempre con un respeto también de cuidarse ellos mismos”.

La actividad concluirá la próxima semana, cuando se premien los mejores dibujos que los estudiantes entregarán como testimonio de esta valiosa experiencia intergeneracional.