Con dos contundentes acciones –una llevada a cabo en el hogar de ancianos Madre María Vicenta Poloni y otra en el propio centro de salud familiar- el CESFAM Rural Santa Fe reforzó la educación en materia nutricional que entrega constantemente a su población.

Degustación de panqueques hechos a base de la crema y arroz con leche a partir de la bebida láctea Años Dorados, ambos productos entregados por el Programa de Alimentación Complementaria del Adulto Mayor (Pacam), y una posterior evaluación a los residentes fue lo ejecutado en la casa de acogida, detalló Paulina Moreno, nutricionista del CESFAM Santa Fe.

“La primera actividad que nosotros realizamos en el hogar –junto con la ayuda de los alumnos internos de la universidad Santo Tomás- se hizo con la finalidad de poder capacitar a las cuidadoras dentro del hogar en todo lo que es higiene y manipulación de los alimentos. Les enseñaron a hacer recetas con los productos Pacam, que todos los abuelitos tienen acceso”.

FERIA EN EL CESFAM
En el CESFAM, en tanto, se realizó una feria que tuvo 3 puntos principales. El 1 fue destacar el primer año de instalación de la Ley 20.606 “sobre etiquetado nutricional” que estableció la rotulación en los alimentos con advertencias a los usuarios sobre los altos niveles de azúcares, calorías, sodio y grasas saturadas que contienen.

El 2 apuntó a fomentar el consumo de alimentos funcionales o “súper alimentos”, como la avena, quínoa y maqui, muy recomendados por sus propiedades y por sus características antioxidantes.

El 3, finalmente, fue recordar a las usuarias y usuarios la existencia e importancia de las denominadas Guías Alimentarias, indicó la profesional.

“Obviamente, para reforzar aún más nuestra alimentación saludable, dándole el énfasis en los altos porcentajes de obesidad que tenemos en nuestros niños sobre todo; y también crearle conciencia a la población en general de porqué nosotros tenemos que alimentarnos sano, consumir frutas y verduras en el día, beber los 2 litros de agua en el día, todo, todo, entre comillas, remarcado en el tema de los altos porcentajes de obesidad que nosotros tenemos en nuestra población”.

Los organizadores de este doble evento promocional subrayaron, como sus elementos más positivos, la participación e interés demostrados por la comunidad, así como la colaboración prestada y el entusiasmo de los alumnos internos de Nutrición de la universidad Santo Tomás.