Este 12 de mayo se festejó el Día Mundial de la Enfermera y del Enfermero y en nuestra provincia, las y los profesionales colegiados lo celebraron reconociendo a 5 de sus pares que completaron 30 años de ejercicio.

Las distinguidas fueron Ana María Aburto, de Monteáguila; Angélica Flores, del CESFAM Nororiente de Los Ángeles; Érika Romero, del complejo asistencial Víctor Ríos Ruiz; Marietta León, del CESFAM Dos de Septiembre de Los Ángeles; y Rose Marie Vicent, de la clínica Los Andes.

El alcalde Esteban Krause saludó a este destacado grupo de profesionales, reconociendo la labor que ejercen en diferentes áreas y tareas –en el área pública y privada- en beneficio de la comunidad.

“Una importante cantidad de profesionales que tenemos nosotros en el tema de salud comunal son enfermeras. Cumplen roles de distintos niveles, en el tema más operativo como también de dirigir y organizar. Entonces, uno puede aquí visualizar que las enfermeras están preparadas para un amplio ámbito de labores”, remarcó.

Lucy Jure, presidenta de la sub sede Biobío del Colegio de Enfermeras, subrayó el papel que tienen como profesionales, establecido en el artículo 113 del Código Sanitario y que tiene que ver con la gestión del cuidado en sus distintas facetas.

Igualmente, valoró la capacidad de innovación que les ha permitido instalar iniciativas piloto como la que actualmente está llevando a cabo el CESFAM Dos de Septiembre y el Servicio de Salud Biobío, referida al cuidado de los pacientes en la red asistencial, es decir, a un mejor seguimiento de éstos.

“A mis colegas, agradecer, porque todos sabemos que Biobío tiene buenos indicadores y las enfermeras tenemos bastante que decir en eso, sobre todo en las metas sanitarias que nos piden en atención primaria; las hemos cumplido todas, la mayoría las hacemos las enfermeras, así que un abrazo grande. Agradecer el esfuerzo también a las enfermeras del hospital que obtuvieron ya su acreditación, toda la provincia está acreditada”.

El encuentro de este año tuvo un emotivo momento cuando se recordó con un minuto de silencio y una oración a 3 apreciadas colegas fallecidas en el último periodo, en diferentes circunstancias.