Con el objetivo de aumentar la frecuencia y calidad de la terapia para alumnos municipales de la comuna, que tienen algún tipo de discapacidad y/o trastorno motor, el alcalde Esteban Krause anunció la creación del Centro de Rehabilitación para la Inclusión Escolar, financiado por la Fundación Descúbreme y la Municipalidad de Los Ángeles, a través del DAEM.

Para ello se implementará una sala de ejercicios y atención en el liceo Co-educacional Santa María de Los Ángeles, que atenderá a través de kinesiólogos y una psicóloga a los más de 60 alumnos municipales, que hoy lo requieren.

El alcalde Esteban Krause señaló que este centro busca entregar a los niños mejores herramientas y posibilidades para ir al colegio y prepararse para desarrollar mejor su vida futura y estudios superiores. “Buscamos contribuir a las familias en el proceso de rehabilitación física y en esa línea estamos atendiendo a los niños que no tienen ningún inconveniente, pero también a aquellos que tienen algún tipo de discapacidad… estamos entregando las mejores herramientas y profesionales para construir establecimientos con la mirada de la inclusión más allá de lo físico, es decir, lo que se refiere a tener ingresos y baños para discapacitados, si no también apoyo directo para la rehabilitación”, explicó el alcalde.

Este proyecto se implementa desde hoy hasta fines de diciembre, sin embargo, se pretende buscar la forma de darle continuidad en el tiempo, dada la demanda creciente y necesaria de terapia. En este sentido, el kinesiólogo a cargo del proyecto, Hugo Villagrán, indicó “esperamos que los mismos apoderados puedan crear un centro de padres y apoyar para hacer más proyectos. La Municipalidad ya aportó con dos kinesiólogos más, por lo tanto, ojalá esto no pare”. El profesional agregó que gracias al proyecto se cuenta con implementos de mecanoterapia, como paralelas, espalderas, escaleras, pesas, bandas elásticas, TV con Nintendo Wii que se usa en terapia, camillas y elementos de fisioterapia.

La iniciativa tiene un costo superior a los seis millones de pesos, que serán financiados por la Fundación “Descúbreme”, además del apoyo profesional de tres kinesiólogos y una psicóloga, contratados por el DAEM.